Mantenimiento y reparación de frío industrial

Solicitar Presupuesto Volver

La reparación de frío industrial es uno de los problemas que no solo interrumpen la actividad de tu negocio, sino que además, vienen asociadas a un coste económico. Las reparaciones de frío industrial pueden además, requerir determinada cantidad de tiempo de inactividad. Así como recursos de personal desperdiciados, alimentos estropeados, en el caso de un restaurante o negocio de restauración, y otros costes. Por ello, lo más normal es que las empresas intenten evitar las reparaciones, y posponerlas durante el mayor tiempo posible. Sin embargo, llega un momento en el que necesitarás un servicio fiable que pueda volver a poner en marcha tu sistema lo antes posible.

Especialistas en la reparación equipos de frío industrial

Si estás buscando servicios especiales de mantenimiento para tus equipos estaremos encantados de ayudarte. Gracias a la revisión y mantenimiento de tus equipos de frío industrial, conseguirás mantener en buen estado de conservación todos los equipos instalados, solucionando sus principales problemas y evitando que se deterioren con el paso del tiempo.

¿Cómo podemos minimizar el número de reparaciones y los costes que estas acarrean? Aquí hay tres consejos que debes seguir:

1) ¿Por qué debes evitar reparaciones?

A menudo, las reparaciones pueden ser costosas y llevar a una factura significativa que la compañía, por lo general, necesita pagar en ese mismo momento. A menos que tengas un presupuesto mensual específico destinado a realizar pagos inesperados, seguramente una reparación de este tipo es algo que preferirías evitar a toda costa. Además de esto, como ya hemos dicho, la situación puede desembocar en cantidades sin precedentes de tiempo de inactividad. Y esto es algo que puede ser extremadamente perjudicial para tu negocio. El tiempo de inactividad durante la reparación de un congelador industrial significa que los artículos que se supone que deben mantenerse congelados no pueden estarlo, lo que puede plantear un problema si necesita mantener de esta forma determinados artículos esenciales.

2) Prevención vs. Cura

Cuando necesitas una reparación de tu sistema de frío industrial, se pueden aplicar medidas preventivas. Entre estas se encuentra el mantenimiento regular para reducir el riesgo de necesitar una "cura". Por "cura" entendemos una posible reparación o reemplazo. Los reemplazos pueden causar aún más interrupciones en un negocio que un arreglo, debido al extenso trabajo que se lleva a cabo durante la instalación.

3) Los beneficios del mantenimiento

El mantenimiento regular, además de ser menos costoso que las reparaciones frecuentes, también tiene muchos otros beneficios. Cuando un sistema tiene un mantenimiento adecuado, puede ayudar a proteger contra contaminaciones microbiológicas como la salmonela. También puede prevenir los componentes que fallan, que por lo general son caros de reemplazar.

En Fricom somos especialistas en reparación de frío industrial ¡consúltanos!